Actualidad
EMPRESA

"La calidad de la Universidad es la calidad intelectual de las personas que la conforman"

Carlos de Cores Helguera es el nuevo rector de la Universidad CLAEH

09.10.2020

Lectura: 5'

2020-10-09T07:00:00
Compartir en

"Me propongo trabajar en la calidad de la educación que imparte la UCLAEH, seguir laboriosamente todos los detalles de los procesos de enseñanza que se realizan en la institución, mejorar la investigación, incorporar las nuevas tecnologías. En definitiva, lograr que se produzca la magia de la transmisión de conocimiento", señala Carlos de Cores Helguera, el recientemente designado rector de la Universidad CLAEH. El nombramiento apenas llega a cumplir dos semanas, pero el vínculo de de Cores con la institución se remonta a la década de los 70, cuando el Centro Latinoamericano de Economía Humana (CLAEH) -una asociación civil fundada por un grupo de intelectuales en 1957- estaba lejos de ser lo que es hoy. En 2017, tras seis décadas de existencia, el CLAEH fue reconocido por el Ministerio de Educación y Cultura como Universidad.

Antes de ocupar el cargo de rector, el renombrado académico, doctor en Derecho y Ciencias Sociales por la Universidad de la República y PhD en Derecho por la Universidad Pontificia Comillas, en Madrid, fue vicerrector académico de la institución por seis meses. "Asumí prácticamente el día que empezaba la pandemia, el 16 de marzo. Fue muy extraño porque fue una toma de posesión virtual, que es un poco el signo de estos tiempos. Fue complicado, pero en ningún momento estuvo fuera de control porque la UCLAEH estaba muy preparada desde el punto de vista técnico, prácticamente en un par de días se tomaron las decisiones y se retomó la comunicación entre profesores y estudiantes gracias a esa maravilla que es Zoom". Comenzó a estudiar Derecho en la Udelar en 1971 y dos años más tarde ya formaba parte del consejo directivo de la Facultad. También estuvo vinculado a la Universidad Católica, donde fue, entre otras cosas, director de un departamento de investigación e innovación, trabajó en la Universidad de Montevideo, en la Udelar -donde es profesor agregado- e integró el Consejo Consultivo para la Educación Terciaria Privada del Ministerio de Educación y Cultura.

Hoy ocupa el rol de máximo liderazgo en UCLAEH, una institución independiente de toda religión y partido político, sin fines de lucro, que se destaca por tener un funcionamiento muy democrático.

"La calidad de la Universidad está en la calidad intelectual de las personas que la conforman", asegura de Cores, y agrega que las universidades pequeñas "tienen la ventaja de poder trabajar las cosas a escala humana, configurar equipos de trabajo en donde hay una relación docente-estudiante muy alta, lo que hace posible que exista una comunicación directa con los estudiantes". Considera que la única educación de calidad implica la actividad del estudiante guiado por el profesor. "No es el profesor el que hace el trabajo y el estudiante repite, sino que es el estudiante el que tiene el trabajo de aprender guiado por el profesor". Asegura que ese tipo de metodología, en la que los profesores tutorean la actividad de los estudiantes, es más accesible para universidades más reducidas.
Otra cosa que es posible debido al tamaño de la institución es el modelo innovador de construcción de conocimiento que involucra la práctica profesional desde inicios de la formación y promueve su inserción en el mercado laboral de forma orgánica a medida que cursan sus carreras. De todas maneras, hay algunos estudiantes que deciden terminar la carrera sin trabajar, confiados en las buenas cifras de inserción laboral de la institución, que promedian 95%. El rector, además, destaca el rol del trabajo final de grado en la formación. "Es una experiencia formadora de carácter en la que el estudiante tiene que hacer por sí mismo el esfuerzo de crear algo y para hacerlo debe desarrollar todo el conocimiento que integró", afirma.

La UCLAEH impulsa la idea de vincular al hombre con el territorio. Es por eso que desde sus orígenes como centro universitario se decide instalar una facultad en Punta del Este. "La dimensión regional y la dimensión local son necesarias, ese es el aporte. La tendencia es a que el desarrollo económico sea muy grande en las grandes ciudades, en las grandes áreas de poder económico, y que la periferia quede empobrecida", explica de Cores sobre la política de descentralización de la Universidad, que busca vincularse y servir a las comunidades dando respuestas a problemáticas locales.

En cuanto al crecimiento que ha tenido la Universidad, el rector señala que están buscando crear nuevas licenciaturas porque es importante construir el conocimiento a partir de la diversidad para lograr una visión integral. "Ya tenemos varios enfoques muy específicos, derecho, medicina, cultura, educación, gestión de salud, son todos programas que tienen visiones profesionales y específicas, pero consideramos que tenemos que agregar más disciplinas", comenta. "Estamos trabajando fuerte en un polo de nuevas disciplinas siempre dentro de un espíritu y forma de hacer las cosas que no queremos cambiar, porque sería transformar la identidad de la institución".